auditor de cuentas

Son muchas las empresas que contratan los servicios de una empresa de auditoría, pero ¿por qué razón? Básicamente, porque estos profesionales se encargan de revisar las cuentas anuales de las empresas, Gracias a lo cual pueden evitar posibles fraudes o desfalcos en las compañías.

Por otro lado, para aquellas empresas que quieren mostrar transparencia y controlar que no se va a producir ningún indicio de fraudes ni de errores en la contabilidad, el auditor se convierte en una figura de vital importancia.

Los auditores externos (hay empresas grandes con su propio equipo de auditoría) son contables acreditados y certificados. Trabajan en empresas o firmas privadas, pero en todo caso realizan auditorías contables de tipo anual, sobre todo al final del año fiscal.

¿Por qué se debe contratar a un auditor de cuentas?

Existen razones más concretas, pero de forma general cabe destacar que contar con los servicios de un auditor aporta transparencia a la empresa. Y esto, en estos tiempos en los que la competitividad en el mercado es feroz, se convierte en un valor necesario para todo negocio que quiera asegurar su permanencia en él. 

¿Qué hace un auditor de cuentas?

Auditores de cuentas como los que forman parte del equipo de AOB Auditores se encargan de controlar el negocio, hacer de revisor de los estados financieros y sugieren recomendaciones para evitar riesgos económicos. En algunos caso pueden ayudar con sus recomendaciones y sugerencias a detectar riesgos, amenazas, incertidumbres e incluso a reducir costes. Y como consecuencia de todo ello, la empresa del cliente se vuelve más transparente.

Veamos cuáles son las demás funciones propias de un auditor de cuentas:

Encontrar oportunidades de mejora

Los auditores se encargan de recabar datos sobre cada departamento del negocio, y de detectar aquellos que puedan ser determinantes para el mejor funcionamiento del mismo. Del mismo modo, tratan de identificar posibles fallos que puedan perjudicar al sistema financiero de la empresa.

Establecer políticas y procedimientos

Las acciones que recomiendan los auditores de cuentas, y que detallan en el informe de auditoría (puedes pedir más información sobre este documento a estos auditores Barcelona) deben ser asumidas por la empresa, dando lugar a nuevas políticas y protocolos dentro de la misma.

Supervisar nuevas políticas

Forma parte del trabajo del auditor desarrollar un proceso de evaluación y mejora constante, encargándose de supervisar los nuevos procedimientos, políticas y protocolos. Así podrán dar con aquellos fallos o malas prácticas que pueden estar perjudicando a la empresa, y rectificarlas.

De esta manera, la auditoría adquiere una importancia fundamental para la empresa, permitiéndole conocer mejor su estado y continuar creciendo.

Ofrecer su opinión como experto

Finalmente, también es función del auditor dar su opinión acerca de la empresa a los directivos de esta. Su visión es siempre objetiva, y la dará una vez que haya contrastado los resultados obtenidos después de implantar las nuevas políticas o procedimientos, o cualquier otra acción que haya sugerido el propio auditor. Se encargará también de informar de aquellas deficiencias que se hubiera encontrado.
 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here