tres-emails
tres-emails

Todo el mundo tiene siempre una opinión sobre los temas relacionados con un negocio, aunque nunca hayan sido emprendedores. Algunos que incluso lo son y, lo que es peor, muchos de los que asesoran, también tienen estas opiniones. Pero son eso, opiniones, cuando pides que detallen motivos objetivos de por qué piensan una cosa u otra, la mayoría se encoge de hombros. Lo repiten porque otros lo repiten o es simplemente, una opinión no basada en hechos.

Uno de esos temas es cuándo es el mejor momento para emprender. Muchos hablan de que en tiempos de crisis es una locura hacerlo, mientras que otros dicen que las crisis son el mejor momento, pues una crisis es una oportunidad. Eso es algo que suena bien pero, ¿es también verdad? ¿O hay algo más que sentido común en la aseveración contraria?

En el libro Cómo empezar un negocio, que saldrá en breve, hay todo un apartado dedicado a comentar esas preguntas frecuentes y esas preocupaciones de los emprendedores. En vez de dar una opinión o repetir lo que otros dijeron, se indaga en la realidad (con números y datos) de si hacer un plan de negocio es útil o no o de cuál es realmente el mejor momento para emprender.

He aquí un extracto de dicho libro que responde a esa pregunta de una vez por todas, examinando evidencia objetiva.

¿Cuándo es el mejor momento para emprender?

Esta pregunta es un clásico y me la han hecho unas cuantas veces. ¿Hay un momento bueno para emprender? ¿Es mejor dejar pasar tiempos de crisis?

HP se fundó durante la gran depresión de 1935, Microsoft en la recesión del 73, UPS durante el llamado ”Pánico” de 1907 y su competidora FedEx, igual que Microsoft, durante la crisis del petróleo de 1973. Hay una lista famosa de empresas de éxito llamada Fortune 500, elaborada por la prestigiosa revista del mismo nombre (que por cierto se fundó 90 días después del ”crack” de 1929 y ahí sigue). De esa lista de 500 empresas la mitad se fundaron en un periodo de crisis económica.

¿Estoy insinuando que una crisis económica es el mejor momento para empezar un negocio? No, en absoluto. Estoy constatando que el tiempo en que nace una empresa no determina su éxito o fracaso. Así que, ¿cuándo emprender? Los que me han leído saben que cito a menudo esta frase de Seth Godin: ”el mejor momento era el año pasado, el segundo mejor momento es ahora”.

El tiempo y el entorno económico son factores sobre los que no vamos a tener control. No voy a negar que es más difícil vender en tiempos de crisis cuando no hay mucho dinero, pero también es cierto que muchas empresas en crisis venden más que antes. O que las empresas destinadas a clientes de alto nivel no se suelen ver muy afectadas por dichas crisis. En vez de decir «la crisis es mal momento para emprender» o «la crisis es el mejor momento para emprender», creo que es más honesto reconocer que no se puede saber el efecto final. Sé que es raro que alguien reconozca que no sabe algo cuando es así, pero me parece lo honesto y jamás me atreveré a predecir el futuro. Nadie puede hacerlo.

La cuestión es, no hay un tiempo perfecto para emprender y si esperamos a que éste venga, nos pasaremos la vida esperando. Si usted cree que es el momento y está preparado, lo sabrá.
Verá, las crisis económicas son cíclicas, si su empresa va a durar unos años va a pasar necesariamente por ellas. Va a ser inevitable y puede pasar ahora o puede pasar luego. Podemos estar un día oyendo que todo es maravilloso y próspero y al siguiente resulta que todo está mal.
Podemos controlar lo que está en nuestra mano, pero el tiempo y las crisis externas no. Ser emprendedor es convivir con la incertidumbre y hay un momento, por mucho que planifiques, que supone lanzarse al vacío. Si es un buen tiempo o no dependerá más del estado de su iniciativa, de si ha encontrado un buen nicho, de si tiene una oferta irresistible y si hay interés por parte de sus clientes. Que sea un buen tiempo o no, económicamente hablando, puede influir para bien, para mal o para nada.

Es muy curioso precisamente que la mitad de las empresas grandes de esa lista de Fortune se crearan durante los malos tiempos, da una imagen curiosamente clara de la influencia real que tienen. A algunos les va muy mal, a algunos les va muy bien. Nadie sabe si emprender en tiempos de crisis o en tiempos buenos va a ser mejor o peor, porque va a depender mucho más de la iniciativa en sí que del entorno económico, como se puede apreciar mirando de nuevo esa lista de empresas.

No podremos anticipar o controlar la economía, como no vamos a poder saber el tiempo que hará el mes que viene. Pero sí podemos construir algo lo mejor que podamos, para que aguante cuando haya sol y sobre todo cuando haya tormenta.

[box type=»info»] Este artículo es un breve extracto del libro Cómo empezar un negocio, que puede encontrar aquí.[/box]