Lo que aprendí sobre empresas jugando al póker

El premio a una de mis últimas lecturas más curiosas sobre sergestionar una empresa, pelearse con el marketing y en definitiva salir adelante con ese puenting sin cuerda que es ser emprendedor va para "Todo lo que sé sobre hacer negocios lo aprendí del póker" (enlace en inglés) donde Tony Hsieh, CEO de Zappos y emprendedor comenta con humor que las lecciones más importantes que aprendió no fue en ningún master sino en la mesa de póker.

No es de extrañar que viva en Las Vegas ni tampoco que todo emprendedor se vea identificado y asienta levemente con la cabeza mientras las lea porque dan en el clavo.

He aquí algunas de las más curiosas y ciertas.

 

EVALUANDO OPORTUNIDADES DE MERCADO

"La elección de la mesa de juego es la decisión más importante que puedes hacer"

Después de años de experiencia este es el mejor conseho que se le puede dar a un emprendedor. En el propio Pack Cómo Conseguir Clientes se resume la esencia y es que, para un pequeño emprendedor que comienza, el 95% de las posibilidades de éxito radican en el mercado en el que decidas meterte.

Es así de simple.

"Está bien cambiar de mesa si descubres que es demasiado difícil ganar en la tuya"

Yo soy el primero que piensa que la mayoría de veces no conseguimos las cosas porque no le ponemos suficiente tiempo y esfuerzo. Más allá del impulso de la ilusión del primer día, pocas veces perseveramos. Y así no hay recompensa.

Además en el contexto actual hay más que nunca una búsqueda obsesiva de la píldora mágica, de conseguir todo haciendo nada. Esta misma mañana, sin ir más lejos, he podido ver el anuncio de un aparato de "gimnasia" en el que simplemente te sentabas y se ponía a vibrar.

No había que hacer nada, simplemente ponerse encima y empezar a temblar como un flan (en el caso de los modelos que aparecían, los cuales ni necesitaban el aparato ni habían conseguido esos cuerpos con él, también tenían la ardua tarea de sonreír, lo cual acababa de componer un cuadro surrealista a más no poder).

Pero la cuestión es, que ser un cabezota no compensa y no nos van a vender el pan gratis sólo porque no nos rendimos. Hay que saber cuándo abandonar y cuándo seguir, y si toca cambiar de mesa de juego es mejor hacer eso que morir en el intento de mover montañas imposibles.

De hecho si es aficionado a la historia empresarial muchas de las empresas de éxito hoy, empezaron a dedicarse a cosas muy distintas en el ayer…

Yo mismo he realizado otras actividades y he visto que no eran para mí, o que el dinero no me compensaba hacer cosas que, simplemente, no me gustaban.

SOBRE MARKETING Y MARCA

Me ha hecho gracia la de:

"Actúa débil cuando seas fuerte, actúa fuerte cuando seas débil. Tienes que saber bien cuándo farolear"

Este consejo es muy de póker, y es más, viene casi calcado de ese clásico incunable que es "El Arte de la Guerra".

SOBRE EL DINERO

"Estáte siempre preparado para el peor escenario posible".

Nada más que añadir, pero las siguientes frases resumen la verdadera mentalidad emprendedora sobre este complicado tema.

"El que gana más manos no es el que hace más dinero a largo plazo".

"El que nunca pierde una mano no es el que hace más dinero a largo plazo".

"Busca el valor positivo esperado, no lo que sea menos arriesgado".

"Recuerda que es un juego de largo plazo".

SOBRE ESTRATEGIA

"No juegues juegos que no entiendas, incluso si ves mucha gente que hace dinero con eso".

Aquí iría algún comentario sobre especulaciones, dinero rápido y las consecuencias reales económicas que tiene eso… pero ¿para qué molestarse?

"Nunca hagas trampas. Los tramposos nunca ganan a largo plazo"

"Cíñete a tus principios".

"La esperanza no es un buen plan".

No sólo respecto a la estrategia, sino que particularmente he comentado con algunos clientes lo mala estrategia de Marketing que es "El Marketing de Esperanza", o lo que es lo mismo, hacer cualquier cosa, enviar un puñado de anuncios y esperar rogando a que tengan éxito… mejor nos ahorramos el dinero de la campaña. He estado ahí, he visto a otros estar y no funciona, con lo que si detecta que lo va a hacer, en serio, ahórrese el coste y piense un plan mejor.

SOBRE EL APRENDIZAJE

Especialmente interesante me ha resultado.

"Sólo porque ganes una mano no significa que seas bueno y no te queda nada por aprender. Puede que simplemente hayas sido afortunado".

Como personas que somos un buen día en el negocio nos aúpa al cielo de los emprendedores y nos creemos los reyes del mundo, si al siguiente las ventas son cero volvemos a los infiernos de golpe. ¿Lo peor? Cegarse cuando estás arriba.

SOBRE LA CULTURA DE EMPRESA

Todo se resume en la primera frase.

"Tienes que amar el juego. Para ser realmente bueno necesitas vivirlo y respirarlo"

Y el mejor consejo viene con la última.

"Diviértete. El juego se disfruta mucho más cuando estás intentando hacer algo más que sólo dinero".

Amén.

 

 

Ir arriba